La  Autoridad de Conducta Financiera (FCA), regulador financiero del Reino Unido, anunció que permitió que tres empresas del sector blockchain se unieran a la última cohorte de su caja de arena reglamentaria.

Según la publicación oficial en el sitio web de la institución, recibieron 99 solicitudes de empresas a la cohorte 5 del recinto de seguridad regulatorio, las cuales operan tanto en el extranjero como dentro del Reino Unido, siendo este el mayor número recibido hasta la fecha. De igual forma, la mayoría de las solicitudes comprende empresas interesadas en operar en los sectores de banca mayorista y minorista.

Sin embargo, la FCA ha aceptado proposiciones de soluciones de identidad digital, plataformas que sirvan como instrumentos financieros y servicios que faciliten el acceso a servicios financieros para aquellos consumidores vulnerables.

Una de las empresas aceptadas es Diro Labs, que conforma un servicio de verificación de identidad que permite verificar personas o documentos en línea directamente desde la fuente original. Según su descripción en el listado de la FCA, la solución provee evidencia demostrable, auditable y reportable de acuerdo a las políticas Know Your Customer (KYC) y cuenta con un almacén central de información basado en blockchain.

Regulador británico advierte sobre empresa de criptomonedas que asegura contar con su aprobación

La FCA también aceptó a Fintech Delivery Panel Partners, una “plataforma de identidad digital descentralizada que utiliza la  verificación de identidad de aprendizaje automático y la gestión de claves basada en blockchain“, la cual también cumple con los procedimientos KYC.

Nuggets, una plataforma de identidad digital verificada y de pagos de comercio electrónico también recibió el permiso. Esta se enfoca en el almacenamiento de datos personal y de pagos seguros basados en blockchain, además de usar los datos para dar acceso a servicios financieros.

El regulador ha aclarado en su comunicado que el objetivo de las cajas de arena reglamentarias es permitir a las empresas probar sus “propuestas innovadoras en el mercado con consumidores reales”. Estos esquemas han sido bien acogidos en el mundo, y ya países como India y Rusia han decidido implementarlos en el sector de tecnologías emergentes.

Más en CoinCrispy