Millonarios del Bitcoin quieren crear el primer país libertario del mundo

Olivier Janssens y Roger Ver, quienes aparentemente tienen en su poder o mantuvieron en algún momento más de 200.000 bitcoins, han anunciado planes para crear un país real basado en el principio ‘no agresión’. En concreto, ambos millonarios están a cargo de Free Society Foundation, un proyecto utópico que actualmente dispone de US$ 100 millones en capital privado para crear la “primera sociedad libre del mundo”.

¿Una sociedad realmente libre?

Con motivo del anuncio, Janssens, CEO y cofundador del proyecto, anunció que planean comprar tierras de un gobierno soberano en Estados Unidos, Europa o Asia, pero no han revelado mayor información por “razones de confidencialidad”.

Al parecer, algunos gobiernos están interesados en el proyecto, según afirma Janssens, quien ha expresado su sorpresa porque el apoyo ha superado sus expectativas. Sin embargo, el millonario afirma que cualquier gobierno que decida apoyar este país libertario, tiene que comprender muy bien el concepto libertario del proyecto.

En este caso, el país operaría sobre una base totalmente voluntaria, lo que significa que la aplicación de la ley se llevará a cabo a través del arbitraje privado, un sistema de competencia de tribunales y la aplicación de leyes privadas.

Una de las ideas más llamativas de esta “Sociedad Libre” es que en lugar de pagar impuestos a un gobierno centralizado para proporcionar bienes y servicios a los ciudadanos, estos podrán pagar directamente a las empresas para recibir los servicios, distribuyendo así el poder.

Sistema de justicia “permisivo”

En este país utópico, los individuos podrán elegir cómo desean que los criminales sean castigados, siendo las opciones: la prisión, el pago de multas, o una combinación de ambas. De hecho, muchos crímenes de la sociedad actual no serían vistos como crímenes en este país, como el uso de drogas o la prostitución.

No existiría ningún consejo local o gobierno absoluto, lo que significa que los pasaportes y los demás documentos de identificación serían administrados por agencias privadas. Los fundadores de este proyecto afirman que este país puede unir a los ciudadanos, manteniéndolos dentro de acciones conscientes, en un entorno donde la cooperación es el concepto clave.

La educación dentro del país se basaría en enseñar a los individuos a trabajar por sí mismos, a pensar por sí mismos y a aspirar grandes cosas. En teoría, los hombres serían dueños de sí mismos, según afirma la publicación.




Te Puede Interesar:


Deja tu comentario
Más Comentarios